Amplia crónica Formac Villarrubia 1-1 UD Melilla

Compartir

Punto de oro y de milagro, el que logró el Formac Villarrubia ante la UD Melilla en una nueva jornada de la Segunda División B. El choque era, sin duda, uno de los más complejos de todos los previstos en el feudo blanquiazul, ya que los melillenses aspiran a todo, y además se adaptan al tipo de juego que plantea el FORMAC. Un cabezazo del capitán en el último segundo puso unas justas tablas en un duelo muy táctico e igualado, en el que hubo muy pocas ocasiones claras. Morales Moreno, del colegio andaluz, tuvo un arbitraje serio y acertado durante todo el partido.

Dejar una respuesta